martes, 6 de octubre de 2009

Una noche de negación. "NO"

No…

Y Salomón dijo:
“Conócete a ti mismo y descubrirás al universo”
Todas las mañanas me levanto y pienso conocerme,
Pero al conocerlo a él mi mente cayó en silencio.
Me miro al espejo y dudo de mis sueños.

De tanto en tanto que me niega,
De tanto en tanto que “los” niega
Me niega y me niego y nos negamos mutuamente
De pronto… y de tanto en tanto de negarnos,
No recuerdo mi historia, ni mi conocerme.
Ni uno, ni diez, ni diez mil,
Generan tanto desespero en mí
Que tu “un” incierto creo en ti.

Y me miro nuevamente en el espejo,
Y dudo más de mis sentimientos
Y dudo más de mí
No sé si me niega él o me niego yo
Solo sé que de pronto rompo el juramento de salomón
Y las puertas se niegan a mi sabiduría.

O es que solo al negarme afirma su línea,
Ese cruel parlamento que también me niega.
No… no… no
De tanto en tanto no. Me he olvidado el mí.

Por eso me remito a este viejo Salomón
Cuando de tanto se afirma un no… esconde tal vez un sí…

2 comentarios:

Marduk dijo...

Siempre es difícil aceptar las cosas buenas cuando hemos pasado momentos malos, pero si no abrimos bien los ojos y el corazón es seguro que perderemos la oportunidad de encontrar la paz y el amor en nuestra alma.

Nicte Karina Bustamante dijo...

Gracias como siempre por tus comentarios. Lo dificil no es amar sino ser anado ahi ta el detalle ves?? jejeje